Por un quítame allá esas comas…

21 diciembre 2007 15:15

Los textos legales son una muestra del valor de la puntuación. Según nos cuenta el New York Times (y me remite Candyman), la famosa Segunda enmienda norteamericana sobre el derecho a llevar armas tiene una interpretación controvertida:

A well regulated Militia, being necessary to the security of a free State, the right of the people to keep and bear Arms, shall not be infringed.

O sea, en traducción literal:

Una Milicia bien regulada, que es necesaria para la seguridad de un Estado libre, el derecho de las personas a tener y llevar armas, no será anulada.

La presencia de la segunda coma (tras State) parece indicar que el derecho de las personas a llevar armas se refiere exclusivamente a la milicia, algo que por supuesto niegan los partidarios de las mismas, como la National Rifle Association. En el bonito artículo de Adam Freedman que citamos se analiza en detalle no sólo el caótico estado de la puntuación hacia 1789 (cuando se creó el texto), sino que se menciona también la existencia de variantes. Estas son dos redacciones diferentes, no sólo en puntuación sino también en mayúsculas, que aporta la Wikipedia (marco las diferencias):

A well regulated Militia, being necessary to the security of a free State, the right of the people to keep and bear Arms, shall not be infringed.

A well regulated militia being necessary to the security of a free State, the right of the People to keep and bear arms shall not be infringed.

En materia de derechos y deberes, y en lo que respecta al registro escrito, no hay detalle pequeño…

Etiquetas:

Un comentario

Anonymous dijo...

1.- La versión del “Bill of Rights” que se conserva en los Archivos Nacionales de EE.UU. transcribe la 2ª Enmienda en la primera versión (tres comas, “Militia” en mayúscula y “people” en minúsucula), que por ello es la considerada “oficial”, aunque hubo Estados que ratificaron copias de la Enmienda con sólo dos comas, e incluso, al parecer, con cuatro. Los propios organismos públicos de EE.UU. no son rigurosos en respetar la versión original.2.- Lo que (casi) nadie discute es que “infringed” concuerda con “right”, no con “Militia”; de modo que la traducción adecuada al castellano sería “anulado” o “infringido”, no con el participio en femenino, como figura en el post.3.- El sentido del artículo de Freedman, que comparto, es que la interpretación del texto no puede basarse en las comas (ni en las mayúsculas), pues en la época los signos de puntuación solían dejarse a la discreción de copistas y escribientes del texto; a lo que hay que añadir que en aquel entonces las comas indicaban simplemente pausas retóricas en la enunciación, y no el sentido restictivo o no de la cláusula. Las dos cosas explicarían la chocante coma final entre sujeto y predicado.Lo que es claro es que la primera parte del texto (hasta la segunda coma) es una cláusula absoluta, un ablativo absoluto, en términos clásicos: “Siendo necesaria para la seguridad de un Estado libre una Milicia bien regulada,…” La cuestión es si ese ablativo absoluto tiene, como es frecuente, un sentido causal respecto al derecho a tener y portar armas (“puesto que para la seguridad de un Estado libre es necesaria una milicia bien regulada,…”) o es simplemente una referencia contextual o introductoria. Aunque gramaticalmente lo normal sería lo primero, lo segundo es defendible (acaba de afirmarlo así un Tribunal Federal) y saber lo que en verdad quisieron decir los autores del texto es endiabladamente difícil, entre otras cosas, porque tampoco se sabe muy bien qué significa “people” (simplificando: ¿”Pueblo” o “personas”?).En fin, que las comas son importantes, también para la interpretación de los textos legales, pero el ejemplo de la 2ª Enmienda no es quizá el más apropiado, porque, con comas o sin ellas, es el precepto más enrevesado de toda la Constitución USA.Felz cantidad a todos

21 diciembre 2007 19:30

Comentar

  • Nombre: (obligatorio)
  • Correo: (obligatorio, pero no se publicará)
  • Web:
  • (aparecerá después de que se apruebe)