Mapas etimológicos

20 septiembre 2009 16:16

Kalimedia ofrece “mapas etimológicos“, es decir: con los nombres geográficos (topónimos) sustituidos por el significado que se supone que tienen.

El resultado es más valioso como estímulo o divertimento que como herramienta científica. Por una parte, muchas de las etimologías de los topónimos (como las otras, para qué vamos a engañarnos) son conjeturales: nadie sabe su origen a ciencia cierta. Por otro lado, en un territorio coexisten nombres de antigüedades muy diversas: en España hay nombres prerromanos al lado de otros latinos, árabes… o incluso aparecidos en el siglo XX, como Costa Brava. Todos aparecen mezclados en estos mapas.

De todas formas (y como recoge el sitio de Kalimedia), estos mapas producen una curiosa sensación de extrañamiento, al enfrentarnos a un mundo de rasgos geográficos con nombres inteligibles, lo que sólo ocurre en ficciones, com la Tierra Media de Tolkien.

(Vía Biblioríos).

Etiquetas:

4 comentarios

eduideas dijo...

Muchas gracias por el recurso

21 septiembre 2009 09:57
Jaime dijo...

Qué interesante.Cuando me enteré, me encantó que Almería (supongo que es árabe) se tradujera por "Espejo del mar". Y me gusta mucho que Portugal sea "Puerto cálido". Es como si la etimología reconociese algo que ya sabías sin saberlo, lo presentías.Hay un poema de Unamuno, "Toponimia hispana", donde juega con los nombres de los topónimos, más con su eufonía que con sus etimologías. Lo escribió, le imagino con honda nostalgia por vivir exiliado, ya que era tan nervioso de talante, en Hendaya, un doce de julio de 1928. Por otra parte, es un recurso habitual en su poesía, usar los topónimos.No me resisto a citarlo:Ávila, Málaga, Cáceres,Játiva, Mérida, Córdoba,Ciudad Rodrigo, Sepúlveda,Úbeda, Arévalo, Frómista,Zumárraga, Salamanca,Turégano, Zaragoza,Lérida, Zamarramala,Arramendiaga, Zamora.Sois nombres de cuerpo entero,libres, propios, los de nómina,el tuétano intraduciblede nuestra lengua española.Gracias por la referencia.

21 septiembre 2009 21:39
Solitarius dijo...

Anda, que si todas las etimologías de los topónimos del mapa en cuestión son tan precisas como las que comenta Jaime (gracias por el poema) estamos "apañaos". Si la etimología es terreno abonado para la especulación, cuando se aplica a la toponimia se llega con facilidad al disparate.1.- Lo de Portugal como "Puerto cálido" es la etimología más tonta que he leído, después de la que relaciona el topónimo con el gallo de Barcelos ("Portus gallis", claro). Es imposible que a pueblos mediterráneos como griegos y romanos el Atlántico a la altura de Oporto les pareciera cálido. ¿Qué serían entonces Denia o Almuñécar?Todos los autores rigurosos están de acuerdo en que en "Portus Cale", étimo próximo del nombre del país, "Cale" es el nombre de un asentamiento o colonia, de origen griego o fenicio, situado en la actual Vila Nova de Gaia, frente a Oporto. De donde viniera a su vez el topónimo "Cale" pocos se atreven a aventurarlo, aunque algunos apuntan, a mi juicio sin fundamento, a la palabra griega "kalós" ('bonito'), que los fenicios habrían transformado en "Cale" (pero, ¿los fenicios no vinieron antes que los griegos?).2.- Lo de Almería y el espejo, aunque cuente con cierta tradición etimológica respetable, tampoco parece riguroso, entre otras cosas porque el mar brilla por su ausencia en el étimo, y sin él el espejo carece de sentido. Al parecer, Manolo Escobar (o el autor de la letra) hacía etimología sin saberlo cuando cantaba aquello de "Almería, un hermoso cristal es tu inmensa bahía" (o algo así).La raíz árabe es muy parecida, pero en realidad todo indica que "al maraa" significa en realidad "atalaya, torre vigía". La confusión se facilita porque en latín "atalaya" se dice "specula", de la primera declinación, como el plural de "speculum", neutro de la segunda, y coinciden exactamente varios casos de ambos vocablos. Lo explica muy bien Álvaro Galnés de Fuentes: "Los topónimos, sus blasones y trofeos (La toponimia mítica)". Real Academia de la Historia, 2000 (parcialmente disponible en google books).Lamento que la realidad, hasta donde permiten conocerla los estudios filológicos rigurosos, sea más prosaica que la "toponimia mítica". A mandar.

24 septiembre 2009 18:00
Jaime dijo...

Muchas gracias a solitarius por sus amables precisiones. Las etimologías son un verdadero embeleco. Aunque me parezca raro que Almería sea "torre vigía", y no Málaga, que también tiene alcazaba, o Almuñecar.Un saludo

28 septiembre 2009 11:51

Comentar

  • Nombre: (obligatorio)
  • Correo: (obligatorio, pero no se publicará)
  • Web:
  • (aparecerá después de que se apruebe)