Nombres propios particulares

17 April 2007 21:21

Puente del Reino, o sea: de Batman, Valencia. Fuente

Uno de los hilos más nutridos de este blog es el de Palabras que sólo usa una familia, que ya va por los cuarenta comentarios.

En ellos ha salido de vez en cuando un tema próximo: los nombres propios de uso restringido: por ejemplo nombres de lugares (topónimos). Un Anónimo (que resultó ser Anónima) habla de cómo han rebautizado sitios de Valencia:

El “Puente de Batman” es el del Reino (cuyas esculturas recuerdan sin fisuras la iconografía de las películas del superhéroe). La “Ciudad de las Piezas y las Partes” es nuestro nombre para la famosa Ciudad de las Ciencias y las Artes.

En mi propia famiia es muy común rebautizar los establecimientos comerciales que frecuentamos, Por ejemplo, la frutería, que responde al honrado nombre de Rocío Discount, la hemos convertido en Agrupapulpi (por el nombre impagable de un distribuidor de verduras cuyas cajas, de tan chistosa marca, atestan el local). Los ultramarinos de la familia de mi mujer fueron durante años El Gordito, por ciertas características físicas del propietario. Etcétera.

Como siempre, los lectores están invitados a dejar aquí su experiencia, bajo forma de comentarios.

Etiquetas:

De las andalias al sillacar

18 October 2006 20:20

Me decía Ana Lorenzo en un comentario a Cruce de palabras: “Mis hijas llamaban a las sandalias andalias; el cruce era entre el verbo andar y la liaison que se establece al poner el artículo delante y al ir siempre en plural (como los pies son siempre dos)”.

La verdad es que la duda sobre los límites silábicos crea curiosas confusiones: la emisión sonora /unarradio/ puede corresponder a “una radio” o a “una arradio“, y hasta hace pocos años (quizás todavía) se podía oír a la gente de poca cultura hablar tranquilamente de “su arradio“.

En el caso de Ana hay otro factor añadido: el intento por dotar de significado a algo que no lo tiene: sandalia no significa nada, pero si las llamas andalias, su relación con andar queda perfectamente a la vista. En realidad la palabra viene del griego sándalon, que era originariamente el nombre de un pescado plano, de la misma raíz que el pez llamado en latín sólea y en francés sole, ‘lenguado’.

La lengua ofrece casos preciosos de estas reintepretaciones (que los expertos llaman etimología popular): de pequeño oía llamar a la moto con sidecar (pronunciado tal como se escribe), sillacar: ¡mucho más natural!

Etiquetas: ,

Palabras necesarias… que no existen

11 October 2006 8:08

En nuestra vida diaria nos rodean objetos y acciones que no tienen un nombre (por haber sido introducidos recientemente en nuestras vidas). Por ejemplo: ¿cómo se llama ese alambre forrado de plástico que cierra con frecuencia las bolsas de plástico de pan de molde, o que sujeta cada manojo de cables de un ordenador nuevo? Con frecuencia estas cosas se resuelven con una creación ad hoc de ámbito privado (las Palabras que sólo usa una familia, que estamos recopilando aquí cerca). Por ejemplo, he visto llamarlas bimbos , por la marca de pan de molde : “¿tienes unos bimbos por ahí para sujetar este cable?”. ¿Podría el lector señalarme más objetos o acciones usuales que carezcan (por el momento) de nombre?

Etiquetas:

Palabras que sólo usa una familia

23 September 2006 13:13

Hablando un día con Javier Candeira, comentábamos el hecho curioso de que existan palabras que sólo se utilizan en el interior de una familia, y que resultan ininteligibles fuera de ella. En nuestra casa de Barcelona, por ejemplo, utilizamos clíqueti como nombre de la ‘tarjeta de metro o autobús’ (por supuesto, es una onomatopeya del ruido de la máquina en donde se pican). ¿Podrían los lectores señalarme más?

Recuerdo que pido palabras que no use nadie más (lo que un especialista llamaría “el idiolecto familiar”). Sólo pido que me digan en qué lugar de España o del mundo hispanohablante están o estaban en uso, para tener alguna pista más.

Etiquetas: