“Un quiosco en la esquina de mi calle”

24 noviembre 2010 9:09

Los libros como objetos físicos no desaparecerán para ser reemplazados por señales electrónicas que se podrán leer en pantallas portátiles de cristal líquido. Tampoco perecerán las librerías. Pero de aquí en adelante coexistirán con listados multilingües bien surtidos de textos digitalizados procedentes de múltiples fuentes, tal vez “etiquetados” para facilitar su consulta, y difundidos electrónicamente. Los lectores de estos listados en sus ordenadores personales podrán transferir los materiales que seleccionen a máquinas capaces de imprimir y encuadernar ejemplares únicos, según demanda, en innumerables sitios remotos y quizá, finalmente, hasta en sus propias casas. Tales enclaves pueden ser un quiosco en la esquina de mi calle en Manhattan, mientras que los lectores de la cabecera del Nilo o de las estribaciones del Himalaya tendrán un acceso similar al saber del mundo en los quioscos que tengan cerca. La tecnología adecuada, en embrión, ya está disponible y yo la he visto. No se puede eludir el futuro que entraña. Lo aguardo con curiosidad y ansia.

(Jason Epstein, 2002)
Recopilación de José Antonio Sánchez Paso

Etiquetas: ,

6 comentarios

Bel M. dijo...

Por fin una reflexión sensata, ni integrada ni apocalíptica. Resulta tranquilizadora y estimulante. Gracias.

24 noviembre 2010 12:38
Gorki dijo...

Una opinión aparentemente sensata, pero muy probablemente falsa.
Seguimos pensando en eBooks como libros escaneados, que se pueden transformarse nuevamente en libros en papel tal como fueron en origen. Cojo el Quijote, lo escaneo y (con permiso de la Biblioteca Nacional), obtengo un facsimil en mi propio domicilio.

En ese sentido, el tener en casa una impresora/encuadernadora, puede ser técnica y económicamente posible, y más aún el que lo tenga el kiosco de la esquina, una libreria y casi obligado una biblioteca pública.

Pero me temo, que en el futuro, los libros digitales habituales no puedan ser pasados a papel, porque serán libros digitales nativos hechos y diseñados paraa un soporte digital que fuera de ese soporte dejánde tener su propia esencia. ¿Quien puede hoy pasar a papel la Wikipedia, Google Maps, Google Eart, el Aranzadi, lo que sale por el Tonton, o la guia de las Aves de España http://felixmaocho.wordpress.com/2009/03/09/1791/ ?.

Esa es la avanzadilla de lo que serán en un futuro prçoximo todos los eBooks, algo que solo se puede consultar en disopositivos digitales. Impreso en papel no tiene sentido, solo merece imprimir unas páginas como como una nota o resumen de lo visto.

24 noviembre 2010 15:45
Isabel dijo...

Gorki :

Al final tendrán que darte la razón. Poc a poc…:-)

24 noviembre 2010 19:57
Novedades literarias dijo...

Me parece un tanto utópico, no creo que el conocimiento llegue a estar tan sencillamente en manos de todos. Las clases dominantes no pueden darse ese lujo.

24 noviembre 2010 22:06
Jesús Garrido dijo...

siempre será casi lo mejor que podamos tener entre las manos

25 noviembre 2010 00:31
Gorki dijo...

A mi me parece que lo que es utópico, es que las clases dominantes se crean que van a poder seguir tener encerrado el genio en la botella, una vez que hemos quitado el tapón.

Piensa lo que pasó con la cultura cuando se inventó la imprenta, seguro que los conventos intentaron igualmente, mantener la cutura encerrada dentro de sus muros, pero llegó el Renacimiento y la cultura paso a los burgos.

25 noviembre 2010 00:53

Comentar

  • Nombre: (obligatorio)
  • Correo: (obligatorio, pero no se publicará)
  • Web:
  • (aparecerá después de que se apruebe)