FaceBook-Instapaper-Blog-Tweet-RSS, etc.

06 diciembre 2010 9:09

Está claro que uno de los mayores desafíos actuales es la gestión de la información en el ámbito digital. La cuestión se complica cuando al lado de la Web abierta surgen zonas acotadas para ciertos tipos de personas: usuarios de iPhone, de redes sociales, de sistemas de mensajería… Por suerte, los puentes entre aplicaciones también están aumentando.

Pongamos el caso más simple: el de la persona que intenta estar al tanto de las noticias que aparecen sobre un determinado tema. Sí: existen alertas, por ejemplo las de Yahoo Alerts, o las de Google, pero no funcionan muy bien. Por fortuna, mucha gente está comentando lo que descubre en sitios web o en blogs a través de Twitter. Como este servicio tiene muchos usuarios, casi 106 millones de personas en el pasado abril, y como existen formas automáticas de convertir los post de los blogs en tweets (perdón por la sarta de anglicismos, con y sin cursivas), en la práctica una gran parte del contenido de la web se convierte en titulares en Twitter.

La búsqueda de Twitter funciona muy bien, y además tiene un servicio de RSS para cada búsqueda concreta, lo que quiere decir que cualquier lector de RSS puede recibir las que nos interesen (arriba, la búsqueda del tema “Google Editions” en Twitter, según llega al lector de RSS Google Reader).

Si a la comunicación entre aplicaciones añadimos la de dispositivos y programas, la cosa puede ser aún más compleja. Supongamos que en un iPhone se acccede a una búsqueda de Twitter vía Newsrack.

Desde NewsRack podemos enviar el post o la página web de nuestro interés, que Twitter nos localizó, a distintos servicios (ver arriba), como Instapaper. Allí podemos leerlo cómodamente y, si nos interesa, enviarnos el texto por email con el objeto de generar más tarde un post en el blog en nuestro ordenador de sobremesa. A su vez la publicación del post puede crear automáticamente (vía FeedBlitz) una noticia en Twitter o integrarse también automáticamente en Facebook. Puede que nuestro post atraiga la atención de un miembro de nuestra red de Facebook, que la twitee y que luego alguien lea ese tweet en su móvil y ¡a lo mejor lo convierta en un post de su propio blog!

Etcétera.

Etiquetas: ,

Un comentario

Silvia Senz Bueno dijo...

Sí, los caminos y utensilios de búsqueda son como las veredas del señor: infinitas. Pero creo que los que habitualmente buscamos, seleccionamos, distribuimos y elaboramos información temática acabamos operando con una red de referencia limitada, a la que sólo de vez en cuando se añade una nueva fuente. La morralla es abundantísima; las reiteraciones y refritos, infinitos. La originalidad, escasa y fácilmente distinguible. Y a eso se añade nuestra especialización y nuestro propio criterio de criba, que aún reduce más la base de selección. Es decir: el editor no muere ni cuando se dedica a los contenidos.
Por suerte es así, porque de otro modo no comeríamos, ni haríamos ejercicio, ni trabajaríamos, ni atenderíamos a la pareja y la familia, ni estudiaríamos, ni…

06 diciembre 2010 11:32