Sobre el plagio

13 enero 2014 11:11

Dentro de las actividades del Año Avellaneda, aquí va la versión actualizada y ampliada de un artículo mío:

Cuestión de comillas.
El plagio, o las numerosas maneras de no ser original.

Etiquetas: , ,

Un comentario

Karina P. dijo...

Me parece que no hay que extenderse tanto o llegar al nivel de escritores plagiándose los unos a los otros, el plagio es el pan de cada día de muchos usuarios de internet. Ya sea alguna cita romántica o los deberes de historia, las personas simplemente hacen uso del copiar y pegar sin molestarse en agregar las comillas que no llevan ni dos segundos en agregar. Creo yo que es una cuestión de cultura. Aquí en México, donde el promedio de lectura es de un libro al año, no es de extrañar que estas cosas sean tan comunes aunque, no por eso, menos incorrectas. Debería señalarse más lo mal que está el copiar las obras de otros sin poner la fuente o, como mínimo, las respectivas comillas. No importa si es para copiarse en un libro, un trabajo escolar o un simple estado de facebook, haciendo uso de éstas hasta en lo más pequeño es como podrá quedarse la buena costumbre de no olvidarlas.

24 enero 2014 00:59

Comentar

  • Nombre: (obligatorio)
  • Correo: (obligatorio, pero no se publicará)
  • Web:
  • (aparecerá después de que se apruebe)