Crear digitalmente desde la escuela

11 noviembre 2009 11:11

¿Por qué deberíamos apoyar la inserción de las llamadas “nuevas tecnologías” en el sistema educativo? Y, sobre todo, ¿para qué?

Si uno plantea esta cuestión, incluso a gente de la que se podría esperar ciertos conocimientos, se obtienen respuestas vagas del tipo de: “Hoy en día es necesario”, o “Es el futuro…”. Pero colocar ordenadores en las escuelas, y lanzar a los alumnos a “materiales didácticos” no arreglará nada, y probablemente estropee bastantes cosas. Como dice mi hijo menor, hablando de ciertos materiales de estudio, “aprender por ordenador es como estudiar en un Chiqui Park [famosa cadena de locales para diversión de pequeños en España]“.

El mundo digital tiene al menos dos bazas centrales para la educación: una es el acceso a una gran cantidad de obras e informaciones (y no voy a tratar este importante tema por el momento). La otra es que la Web permite crear y compartir conocimiento. El proceso mediante el cual las personas pueden dar lugar a nuevos saberes y hacerlos llegar a los demas, ya sea con wikis, blogs, o cualquier otra forma de las que constituyen la llamada Web 2.0, es en sí mismo educativo.

Para defender este punto de vista e impulsar a los profesores a insertarse junto con sus alumnos en estas dinámicas he escrito un libro: Hacia la escuela 2.0. Proyectos con programas gratuitos para formar ciudadanos de la Sociedad del Conocimiento, que publican las Ediciones SM. Quien quiera puede leer su introducción e índice en la Web.

El objetivo de la obra, pues, es enseñar a hacer cosas en la Red, y a compartirlas con otros, bajo el lema: “En el universo digital, cualquier material se hace didáctico”. El medio es la utilización de programas gratuitos y de conexiones de Internet no necesariamente grandes. Si la dinámica general es empujar a los ciudadanos (especialmente los jóvenes) a consumir; si parece que sin pizarras electrónicas y conexiones de banda ancha, no se puede hacer nada en un centro de enseñanza, este libro quiere demostrar lo que se puede hacer con equipos muy básicos y sin inversiones complementarias.

Para ello se presentan proyectos elaborados con una serie de programas gratuitos (Google Docs, Wiki, Wikipedia, Flickr, Fuzzmail, Blogger, Google Maps y Yourgmap). Como hay que educar en el uso que se puede hacer de materiales ajenos, y en la forma de compartir los propios, se ofrece un apéndice sobre licencias. Y como hay que alertar sobre los peligros de confiar nuestros contenidos a la Nube, hay otro apéndice sobre este tema.

Hacia la escuela 2.0. ha sido editada por Ediciones SM en edición no venal (es decir: no está a  la venta, sino que la editorial la difundirá en foros educativos y similares).

Etiquetas: , ,

Quino: petición de ayuda

02 septiembre 2009 10:10

¿Alguno de los lectores de este blog podría decirme en qué libro de Quino ha salido publicada la tira cómica de la que ofrezco aquí una parte?

Me hace falta el título de la obra (o, en su caso, de la revista en que salió), lugar y año de publicación y página.

Lo necesito para gestionar su permiso de reproducción en un libro mío de próxima aparición.

Gracias por adelantado…

Etiquetas:

Entrevista a Arash Hejazi, editor iraní

30 abril 2009 9:09

Fotografía: Nina Ferrari


Arash Hejazi es el director de la editorial Caravan (aquí su sitio en inglés) con sede en Teherán, Irán. Le conocí por una circunstancia personal, que me apresuro a poner en conocimiento del lector: Hejazi ha editado, y traducido él mismo al farsi (o persa), mi libro Quasibolo (Serres, 2007). Habent sua fata libelli!: los libros tienen su propio destino… El librito en el que conté, en versos pareados, la biografía del personaje de las señales de tráfico, ya está en catalán y en farsi, y pronto se verá en coreano.

Aproveché el contacto tan bien iniciado con la edición de mi libro y le pedí una entrevista. Arash Hejazi accedió muy amablemente a contestar a unas preguntas:

* ¿Qué es Caravan?

Caravan la fundamos en 1997 mi padre, profesor universitario, y yo. Sin embargo, él dejó pronto la editorial, para proseguir su pasión académica. Después yo he tenido otro socio. Caravan es ahora una editorial de tamaño medio que publica ficción y no-ficción y que también tiene dos sellos, para niños y jóvenes adultos. Recientemente hemos lanzado nuestra división de audiolibros, que ha tenido mucho éxito.

Caraván publicaba también una revista literaria, BookFiesta (Jashn e Ketab). Sin embargo fue cerrada por el gobierno, por la publicación de un cuento del escritor italiano Primo Levi, debido a su contexto judío.

* Describa, por favor, la situación de la edición y la lectura en Irán. Según podemos saber por la Wikipedia, tiene una población de 72 millones de personas, con una tasa de alfabetización del 82%.

Bueno: esto podría ser objeto de toda una conferencia… La versión condensada es que en Irán hay unos 1.500 editores en activo, y son independientes: ni conglomerados ni editores multinacionales. Hay aproximadamente el mismo número de librerías, y ocurre lo mismo: no son cadenas, y la mayoría de ellas son independientes. Cada año se publican unos 35.000 libros, de los que el 40% son novedades. El 21% de los títulos publicados son traducciones.

Irán nunca ha firmado ninguno de los acuerdos internacionales de copyright, y por lo tanto los editores generalmente no pagan derechos a los autores internacionales. Sin embargo, unos pocos editores han decidido respetar el copyright individualmente, aunque no están protegidos por el gobierno iraní, ni tienen seguridad jurídica [Arash Hejazi no lo dice, pero él es uno de ellos]. En Irán la censura y el examen de la obra antes de la publicación, algo que hace el ministerio de Cultura, son otra cuestión seria.

A pesar de todo, se lee mucho en Irán. La tirada media de los libros es de unos 4.800 ejemplares, y los lectores están más inclinados a leer obras literarias que ficciones comerciales de público amplio. De modo que las listas de bestsellers son muy distintas de las listas occidentales, dominadas por autores como Dan Brown, Stephen King, John Grisham or Daniel Steel.

* Usted es médico, periodista y escritor. También es el director de Caravan, y traductor de varios libros: ¿cómo puede combinar todos estos trabajos?

En primer lugar, actualmente no practico la medicina. En realidad dejé de practicarla hace diez años, porque tenía que dividir mi tiempo entre la medicina, como trabajo, y y la literatura, como pasión. Elegí la pasión. Ser escritor no es un trabajo de tiempo completo para mí, sólo algo a lo que me dedico cuando tengo realmente algo sobre lo que escribir. No soy un autor prolífico.

Empecé a trabajar en edición como traductor literario, y desde ahí pasé al mundo editorial. Parece que la gente se fía de mis traducciones, de modo que se espera que publique una traducción de tanto en tanto. Ahora mi trabajo es editar, y me considero primordialmente un editor.

* ¿Cómo aprendió español?

Primero aprendí portugués, y luego empecé a aprender español, por mi cuenta.



* Como escritor y lingüista, me llena de alegría haber sido traducido al farsi. Mi libro está escrito en pareados: dos versos con el mismo metro y rima. Es un tipo de composición clásica en español. ¿Tienen algo similar en la literatura persa? ¿Mantuvo la estructura en la traducción?

La traducción de la poesía siempre me ha fascinado, y es un constante desafío y tema de debate. En la poesía clásica persa, de la que es un exponente el Rubayata de Omar Khayam, conocido en todo el mundo, tenemos el mismo concepto de rima y estructura.

Creo que a veces es posible mantener la rima y el contenido del poema original, aunque también hay que cambiar cosas. En sus versos traté de mantener la rima y el mensaje, pero fue imposible ser completamente fiel a la estuctura y al metro.

Por ejempo, cuando dice:

Viene al mundo, claro está
con la ayuda de mamá


Mi traducción suena así (en transcripción de los caracteres originales)

Be donya oomad albatté
teflaki maman shod khasté


O:

A veces trabaja tanto
que el trabajo le da espanto


que resulta:

Ooon Ghadar oon bär keshid
tä nafasesh ham borid’.


* Por último, una pregunta delicada: usted, como editor, eligió publicar mi libro. ¿Qué le gustó de él? ¿Cree que es un libro para niños, para adultos, o quizás para todo el mundo?

Beatriz Coll [mi agente literario, parte de la Agencia Raquel de la Concha] me envió algunos libros. El suyo me llamó la atención inmediatamente. Empecé a leerlo y sentí una extraña energía en las palabras y las imágenes. Era una reunión fascinante de imágenes que no tenían relación, dentro de una historia unificada, como encarnando la sensación de que todas las cosas están realmente conectadas. Era simple y al tiempo profunda. Era divertida y triste. Y realmente me gustó la idea de introducir al personaje como el más famoso y al tiempo el más desconocido del mundo.

Es un libro para niños, y también para adultos. Es un libro que apela al niño escondido dentro de los adultos y a los adultos ocultos en el niño. Trasciende la edad, el sexo, la nacionalidad o la raza (y es que no hay líneas tajantes entre ellas).

Etiquetas: , , ,

Seminario “Nunca en papel”

31 marzo 2009 9:09


Entre los próximos 13 y 17 de abril impartiré en Buenos Aires el Seminario Nunca en papel, en el MediaLab del Centro Cultural de España.

Del 13 al 17 de abril de 2009 – 10.30 a 13.30 hs.

Medialab CCEBA, Florida 943. Cupo limitado e inscripción on-line del 3 de marzo al 8 de abril.

Dirigido a escritores, artistas, estudiantes. Actividad coordinada por Gustavo Romano.

El objetivo del seminario es la creación de obras “literarias” imposibles ?o muy difíciles? de hacer sobre papel, ya sea por su estructura (hiperficciones, ficciones interactivas), por su forma de elaboración (escritura colaborativa, generadores de textos aleatorios, apropiación creativa) o por su modo de difusión (webs, email, chat, SMS…). Sus frutos pertenecerán a cualquier género: narrativa, poesía, teatro, lexicografía…, o a géneros aún por inventar, pero siempre basados en el texto ?aunque será bienvenido el diálogo con la imagen o el sonido.

Una referencia útil puede ser el Taller de Literatura Potencial Oulipo, y todo el conjunto de restricciones creativas que manejó.

Las obras se producirán utilizando distintos medios digitales (páginas web, powerpoints, wikis, blogs, Youtube…), con especial atención a la reutilización de recursos abiertos y gratuitos. El taller alentará el uso de programas disponibles en la Red (buscadores, programas traductores, …) como procedimientos de creación, así como la apropiación y modificación de programas (Java scripts, etc.). Naturalmente que, en el corto espacio de tiempo de que dispone, el taller no puede enseñar a utilizar programas: cada participante usará aquello que sepa (o pueda aprender del de al lado). De entrada, no hace falta ninguna gran cualificación en el uso de programas.

Etiquetas: , ,

Arnal Ballester, Premio Nacional de Ilustración

24 septiembre 2008 11:11



Me acabo de enterar de que le han concedido a Arnal Ballester el Premio Nacional de Ilustración, que concede por primera vez el Ministerio de Cultura.

Arnal Ballester es un gran ilustrador, que siempre ha establecido interesantes diálogos con los textos que ha ilustrado, y además tiene una importante obra independiente.

Cuando buscaba ilustrador para un libro mío francamente difícil de reflejar visualmente, Base y el Generador misterioso, tuve la suerte de proponerle el trabajo y que aceptara. No podía haber tenido un ilustrador mejor…

Etiquetas: , ,

Por qué he escrito este artículo

07 junio 2008 12:12

En El País de hoy, en el suplemento “Babelia”, publico un artículo titulado El buen libro de papel. Esta es su conclusión:

Borges imaginaba el paraíso bajo la forma de una biblioteca. Pero ¿qué es la biblioteca sino la promesa de una gigantesca reserva de libros y un orden para encontrarlos? En lejanos almacenes, en librerías de novedades y de segunda mano, custodiados en bibliotecas, o incorpóreos como arquetipos digitales listos para ser impresos esperan cientos de miles de libros, y hoy una red mundial de búsquedas y recomendaciones, como nunca ha existido, permite llegar hasta ellos.

Nos gustan los textos en la Red, adoramos los e-books. Pero para sentarse cómodamente y leer no hay nada como los buenos, los amigables libros de papel.

Creo que decidí escribir un artículo como éste un día que estuve en un programa de radio. Me habían llamado (según descubrí demasiado tarde) para que hablara mal de los libros tradicionales y echara loas a aparatos que, como Kindle, la gente que estaba en el programa jamás había visto. Naturalmente, no lo hice: empecé a trazar una alabanza del libro (del libro normal) , y me encontré con la sorpresa de los responsables: “Pero bueno”, vinieron a decir, “yo esperaba que lo que usted iba a hacer era hablar bien de los libros electrónicos…”.

Y hay muchas cosas buenas que decir de ellos, qué duda cabe… Pero la postura, por decirlo suavemente, ignorante de mis anfitriones (unido al deficiente tratamiento que está teniendo por lo general en la prensa el fenomeno Kindle) me hizo empuñar la pluma y empezar:

Los libros son estupendos: es lo mejor que hay para leer, están bien de precio, no necesitan recarga, pasarán a nuestros herederos con nuestras anotaciones y subrayados y, cuando los sacamos de paseo, informan al universo acerca de nuestros gustos y aficiones, a través de sus cubiertas…

Etiquetas: , ,

Escritura y relación en el mundo digital

14 marzo 2008 13:13

Es un placer anunciar que la semana que viene estará disponible en España (y pronto en Hispanoamérica) mi nuevo libro, Manual de urbanidad y buenas maneras en la Red, editado por Melusina. Si lo traigo aquí a colación es (aparte de por orgullo de padre) porque contiene en su interior, entre otras cosas, un auténtico “Manual epistolar para correo electrónico”.

En el libro reflexiono acerca de los elementos de la escritura electronica privada que son comunes con la correspondencia en papel, así como de las diferencias entre ambas. Los emails presentan características formales propias, marcadas por el sistema usado y por el automatismo en ciertas operaciones (respuestas, reenvíos, etc.). Por otro lado, la inmediatez y la ubicuidad del medio plantea cuestiones inéditas en la correspondencia tradicional. Todo ello supone retos inéditos para la interacción, y riesgos para la comunicación.

En el libro trato también diferentes cuestiones planteadas por los blogs, páginas web, listas, e incluso con el “mundo real” en relación con el digital. He agrupado reflexiones y consejos sobre todos estos temas bajo el nombre ?un tanto retro? de “urbanidad”, para así recalcar el parentesco de la comunicación electrónica con formas anteriores de relación.

La introducción de la obra se puede leer aquí al lado. E iré despiezando el libro, semana a semana en el blog adjunto.

Etiquetas: , ,

Libro + PDF + Flickr

05 diciembre 2007 13:13

Primera página del libro:
pictograma del aeropuerto de Tokyo
y aleluyas añadidas

Me perdonarán que me tome como ejemplo (“¡¿Otra vez?!”, dirán algunos…), pero en temas editoriales/digitales me uso a mí mismo de conejillo de indias: practico, experimento, juego, y luego lo cuento aquí. En cualquier caso, marco con la etiqueta ombligo estas intervenciones, por si alguien quiere saltárselas.

Mi último libro, Quasibolo (Editorial Serres) es una pieza híbrida, que juega con las imágenes de la señalética contemporánea para contar precisamente la biografía del señor que sale en la señales. No es exactamente un libro infantil, pero a los pequeños les hace mucha gracia (y a los más abiertos de los adultos, también).

Para la difusión de mis libros he ido echando mano de distintos recursos que proporciona la Web: blogs, concursos, materiales complementarios… El trabajo con Quasibolo lo he enfocado más bien por el lado de las actividades que pueden hacer los más jóvenes a partir del libro. Hay mucho trabajo por delante para educar en el uso e interpretación de las imágenes con las que se nos prohibe o informa.

Partí de una guía del libro que me encargó la editorial, pero que luego “el departamento de márketing ha decidido no utilizar”. Bueno: hay cosas para los que un autor ya no necesita al departamente de márketing, y esta es una de ellas: la Guía didáctica (y obsérvese la cursiva) está accesible en PDF en mi propia web.

Pero los espacios participativos, lo que un tanto pomposamente se llama “Web 2.0″, abundan en la Red en estos momentos, y uno de los más útiles y simples (y, como casi todos, gratuito) es el sitio para compartir fotografías Flickr. Bueno: he creado un grupo Quasibolo en Flickr, en el que los más jóvenes (o los más juguetones, de cualquier edad) puedan añadir nuevos episodios al libro. No sé cómo saldrá la experiencia, pero esta idea de un “libro desencuadernado” que va creciendo página a página colaborativamente me divierte mucho.

Ya les iré contando…

Etiquetas: , , , ,

Liber en Tökland

30 octubre 2007 19:19


Tökland, la revista audiovisual de fomento de la lectura, recoge en su formato habitual de videos breves e informativos algunas de las presencias en el último Liber: la presentación de ReadOnTime de Publidisa, una conversación con Javier Celaya, de Dosdoce, y otra con un servidor sobre el blog de El futuro del libro y otras cosas…

Etiquetas: , , ,

Moverse en el continuum

16 julio 2007 9:09

Me entrevista Diego Salazar para un número de Letras Libres dedicado a La Red. Entresaco algunas preguntas:

¿Qué otros cambios o mejoras de la experiencia lectora cree que obtenemos gracias a las nuevas tecnologías?

La experiencia clave es la de moverse por el continuum de los textos. Una búsqueda en la web, o en Google Books, es una experiencia no por cotidiana menos pasmosa. Ahí está: una frase, una cita de una obra que nos lleva al corazón de otra que no sabíamos que existía. Para un lector ávido es un delirio, o un paraíso.

¿Qué cambios cree que tendrán que realizarse al concepto tradicional de derechos de autor debido a las posibilidades de reproducción y producción que ofrecen las nuevas tecnologías, sobre todo dentro de la red?

Está muy claro que la estructura de derechos de autor vigente pertenece a una época determinada. Podríamos decir que tuvo su papel para defender a autores y editores en un cierto momento, pero hoy en día no sirve para los fines generales: a muchos autores y a lectores, por ejemplo, les hace un flaco favor.

Como usuario y lector de medios digitales, ¿qué es lo que guía sus lecturas? Se lo pregunto porque la llamada democratización de la información que ofrece internet tiene como consecuencia que tengamos al menos la sensación de sobreinformación.

Estar sobreinformado es no sólo posible, sino frecuente. El frecuentador de medios digitales hoy en día oscila entre la “diabetes infórmatica” (los nutrientes se excretan sin haber podido asimilarse) y el “síndrome del Dorito”: uno está picoteando todo el día, y al acabar está ahíto pero no alimentado. En ese sentido, los lectores de RSS, que permiten recibir lo que uno quiere, son una bendición para concentrarse y focalizar.

¿Vio Epic 2014 (y la versión posterior Epic 2015), ese falso documental que imagina un mundo donde Google se une a Amazon, creando Googlezon, y haciendo desaparecer al New York Times y todos los medios tradicionales, dominando la información global a través del control de los administradores de noticias, la blogósfera, etcétera? ¿Cree que un futuro así es posible?

Sí, y me interesó mucho. La verdad es que la situación ha cambiado tanto tan rápidamente que cabe hacer todo tipo de cábalas. Si nos hubieran dicho hace ocho años que un buscador podía revolucionar el mundo de la prensa y de la edición, habríamos dicho que era una locura. Pero las cosas que vemos a diario nos están enseñando muchísimo sobre la interrelación entre creadores, mediadores, lectores, indizadores… Estamos también en un continuum en el que los roles se solapan o simultanean: el buscador que lleva al comentario hecho a una entrada de blog que recoge el artículo de periódico que reseña la última novela de Fulano. ¡Son cinco niveles interrelacionados en una cadena trófica de la información! Y hay casos más complejos… Pues bien: es evidente que en estas cadenas hay elementos más débiles que otros. O, por decirlo de otra manera, algunos son imprescindibles (o eso creemos ahora), y otros… ya se verá.

Etiquetas: , ,